Últimas Noticias del Celuloide
Inicio » Críticas » Un buen partido, crítica de la película

Un buen partido, crítica de la película

buen partido

buen partido

Un buen partido, crítica de la película

Un buen partido se parece mucho una de esas películas de tres y media de la tarde de un sábado que no molestan, que pueden agradar en cierto nivel y que rápido se olvidan. La diferencia con esta no es ni más ni menos que un reparto bastante llamativo cargado de carisma

Un buen partido está protagonizado por Gerard Butler y Jessica Biel y unos secundarios de lujo como Catherine Zeta Jones, Dennis Quaid y Uma Thurman. De esta manera esta facilona comedia romántica rebosa carisma, y repetimos esto porque está valor que es lo único que han usado sus actores, ya el argumento y las situaciones que se plantean no suponen singún esfuerzo interpretativo para profesionales de esta talla.

Por su parte Butler está en su línea poco arriesgada de papeles sin importancia, no sabemos si por elegir con mal criterio o por una falta de interés por proyectos más serios. En su larga lista de películas fallidas o ‘flojas’ vamos a salvar apenas 3: ‘El fantasma de la opera'( porque es sorprendente verle cantar), ‘Un ciudadano ejemplar’ y ‘RocknRolla’. De todas, sin embargo, es ‘Un buen partido’ una de las pocas en las que además de protagonista es productor.

En este caso su personaje parece dejarse llevar por las circunstancias y el guión tampoco se detiene a detallarnos que es lo realmente hace a un jugador lesionado perderlo todo y convertirse en un fracaso(el trasfondo, la motivación, la historia detrás del personaje). No obstante, dado que se trata de un perdedor clásico, con verle grabándose en video, sólo vestido de camisa, cada uno se puede imaginar el abanico de pecados recurrentes que han desencadenado su situación actual. A partir de esta escena inicial se desarrolla el resto también claramente deducible:  tratará de recuperar el cariño de su hijo, y mientras las vecinas se lo rifan, el de su exmujer.

Todo este típico argumento viene, sin embargo, sin gracia ni chiste currado y teniendo el cuenta los ‘figuras’ que se pasean por allí esto decepciona un poco, también nos sorprende que no se expriman más sus apariciones o el ‘encanto físico’ de cada uno.

El director de ‘Un buen partido’ es Gabriele Muccino, que además de su filmografía italiana, cuenta con las conocidas ‘Siete Almas’ y ‘En busca de la felicidad’, dos películas con Will Smith bastante irregulares, pero donde se esforzaba más en el desarrollo emocional de los personajes. No obstante, por quitarle hierro al asunto, admiramos su intento por pasarse con esta historia a un estilo menos intenso, más amable y cómico, que el de sus anteriores proyectos.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información >

ACEPTAR
Aviso de cookies